Informe Anual

Mensaje del Presidente Kenneth Rivera Robles



Llegamos al final de nuestra travesía como Presidente de la Centenaria Cámara de Comercio de Puerto Rico. Muy honrados por la confianza depositada, agradecidos por el apoyo recibido y satisfechos por los resultados obtenidos.

Fue un año muy intenso y productivo; donde servirles bien fue mi norte. Por eso la asistencia en los eventos, participación en varias charlas, preparación de varios artículos, los múltiples Kenfies, las amanecidas, los viajes con 6 o 7 reuniones en un solo día, el manejo compulsivo de las redes y mis famosos correos electrónicos a las 2 de la mañana… realmente tuvo a mi equipo de trabajo trabajando incansablemente casi 24/7.

Como pretendo que este sea un Informe Anual ameno, conciso y descriptivo del trabajo realizado en mi año de presidencia de la Cámara de Comercio de Puerto Rico –y quiero que lo lean— les voy a dejar en suspenso para que continúen con la lectura.

Creo que los únicos que podrán “quejarse” un poco son los que me vieron muy poco y los que me vieron demasiado. Agradecido sobremanera de ambos grupos y solicitando me disculpen los que dejé fuera. En los que apenas vi incluyo a: la esposita santa, Raquel, que me sigue apoyando en todas mis aventuras y a quien en tantos momentos dejé solita, a mi Padre y mis hermanos, que apenas vi durante el pasado año y a mi adorada “Directora de Campaña”, que ya muchos de ustedes saben cómo me domina. No se me pueden quedar mis socios y compañeros de trabajo en FPV & Galíndez LLC, por su colaboración y apoyo, como siempre lo han hecho, a la Cámara y a mí personalmente. En el grupo de agradecimiento, porque me vieron demasiado, incluyo a la Junta de Directores, Presidentes y Miembros de Comités y representantes de otros grupos empresariales. Un agradecimiento bien particular y personal a los empleados de la Cámara y el personal de apoyo. Como voy a echar de menos las llamadas de status a las 7 de la mañana con Miguel, los regaños cariñosos de Sandra por poner tantas actividades juntas, las disertaciones lingüísticas con Lourdes de cómo se escribía mejor una oración y la preparación de ponencias kilométricas u opiniones legislativas con Wanda. A mi nueva familia extendida de la Cámara, hasta siempre y saben que pueden contar conmigo en todo momento.

Una de las frases destacadas del filósofo e intelectual Eugenio María de Hostos, que más influencia ha tenido en mi persona, es la siguiente: “El ciudadano más educado para la vida es el que puede servir mejor a sus semejantes”. Esto es, esencialmente, lo que he procurado hacer tanto en mi vida personal como profesional y este año con ustedes, al tener el honor de servirles como presidente de la Cámara de Comercio de Puerto Rico.


Kenneth


Informe Anual 2018-2019

Presidente:
CPA & Lcdo. Kenneth Rivera Robles